14 septiembre 2008

Morcilla de Burgos

INGREDIENTES:
1 morcilla de Burgos
Aceite de oliva virgen extra
PREPARACIÓN:
En una sartén ponemos a calentar un poco de aceite. Cortamos la morcilla en rodajas de unos 2 centímetros de grosor. Y la freímos, con muy poco aceite. De esta forma no suelen soltar la piel.
Cuando estén fritas, las ponemos en papel absorvente para que suelten el exceso de grasa y luego las servimos en cazuelas individuales.